El método de la distribución del resultado para Precios de Transferencia

El método de la distribución del resultado para Precios de Transferencia

Que las transacciones vinculadas deben ser valoradas a precio de mercado, es un hecho muy conocido, el problema radica en saber cuál es el método de valoración más adecuado en cada caso. Evidentemente, la elección del tipo de método a aplicar dependerá del tipo de transacción de que se trate y de la información disponible para valorar la operación en cuestión.

En materia de precios de transferencia, los métodos aplicables para valorar las transacciones vinculadas son:

  1. El método del precio libre comparable;
  2. El método del coste incrementado;
  3. El método del precio de reventa;
  4. El método de la distribución del resultado; y
  5. El método del margen neto operacional

En este caso, el método de la distribución del resultado es el objeto del presente artículo, dada la importancia que está adquiriendo en la actualidad.

El método de la distribución del resultado asigna a cada persona o entidad vinculada, que realice de forma conjunta una o varias operaciones, la parte del resultado común derivado de dicha operación u operaciones. Dicha asignación se efectúa en función de un criterio que refleje adecuadamente las condiciones que habrían suscrito personas o entidades independientes en circunstancias similares.

En la práctica, la aplicación de este método no resulta sencilla puesto que los contribuyentes desconocen en qué situaciones y de qué manera podrían aplicarlo. Sin embargo, es un método interesante, pues, utilizado correctamente, permitiría alinear los beneficios obtenidos con la creación de valor, de acuerdo con el principio de plena competencia.

Un caso evidente de la aplicación del método de distribución del resultado es aquel en el que cada una de las partes involucradas en una transacción vinculada realiza aportaciones únicas y valiosas o cuando las actividades de las entidades vinculadas se encuentran altamente integradas. En el primer caso, las aportaciones serán únicas y valiosas en aquellos casos en lo que:

  1. No existan comparables de aportaciones realizadas por terceros en condiciones similares; y
  2. Su uso en las operaciones de negocio sea clave en la obtención de beneficios actuales o futuros.

Estos dos factores suelen estar relacionados, puesto que no se suelen encontrar comparables de este tipo de aportaciones porque éstas son una fuente importante de ventaja económica.

Para la aplicación de este método, es necesario conocer el contexto en el que se desarrolla la transacción, incluida la industria, así como los factores que afectan al desarrollo del negocio dentro del sector, con el fin de evaluar la contribución de cada parte y, determinar, si dichas aportaciones son únicas y valiosas. Dependiendo del caso, pueden existir otros indicadores que incluyan un elevado grado de integración en las transacciones que se llevan a cabo y en el reparto de riesgos económicamente relevantes.

Guía para la aplicación del método de distribución del resultado

De acuerdo con el último documento publicado por la OCDE “Revised Guidance on Profit Splits”, el uso del método de la distribución del resultado implica que los beneficios deben ser repartidos entre las entidades vinculadas sobre unas bases económicas sólidas que ofrezcan una orientación sobre el reparto de beneficios que habría sido acordado entre partes independientes. En general, los beneficios a distribuir y los factores de reparto deberían:

  1. Ser consistentes con el análisis funcional de las transacciones vinculadas objeto de revisión, y particularmente reflejar la asunción de riesgos económicamente relevantes de, al menos, una de las partes;
  2. Ser medibles de un modo fiable.

Además, si se opta por la aplicación de este método (como enfoque previo) para establecer los precios de transferencia de operaciones vinculadas, se considera razonable convenir los términos (periodo de duración del acuerdo y los criterios o factores de la distribución del beneficio) previamente a la realización de la transacción.

Sea cual sea la persona que utilice este método, bien el contribuyente o la administración, deberían saber explicar por qué este método es el más apropiado en el caso que corresponda, así como la manera en la que se ha implementado y, particularmente, los criterios o los factores de la distribución del beneficio utilizados para repartir los beneficios.

La determinación de los beneficios a distribuir y los factores de reparto, deberían ser utilizados de manera consistente durante el período de duración del acuerdo, incluyendo los años en los que se produzcan pérdidas, a menos que esté debidamente soportado con hechos y documentado el motivo para utilizar diferentes beneficios relevantes o factores para repartir el beneficio.

Actualidad

La Acción 10 del proyecto BEPS invita a que se aclare la aplicación de los métodos de precios de transferencia, en particular la aplicación de este método en relación con la cadena de valor a nivel global.

La OCDE ha lanzado dos documentos relacionados con la aplicación de este método. El último de ellos es el llamado “ Revised Guidance on Profit Splits” el cual, pretend aclarar la aplicación del método de la distribución del resultado identificando indicadores para su uso, como el método de precios de transferencia más apropiado, y proporcionando una guía sobre la determinación de los beneficios a repartir. En este sentido, la OCDE celebrará una consulta pública relacionada con esta guía, el próximo 6 de noviembre de 2017 en el centro de conferencias de la OCDE, en París.

Para más información puede contactar en info@diligens.es